– Los baños con agua caliente (no en exceso) abren los poros y limpian la piel en profundidad.

– Elimina toxinas y deja la piel limpia y fresca.

- Disminuye el estrés después del trabajo, baja la tensión arterial levemente. Mejora el relax, libera la mente de la jornada laboral. Momento de reflexión personal íntimo.

- Recomiendo las sales de baño con aceites esenciales o simplemente aromar el baño con velas aromáticas.

Qué fascinante es el mundo de las velas, ¿verdad? ¡Y qué luz tan bonita desprenden cuando las encendemos! Es una luz amarilla con un matiz de naranja que da tanta paz … Hoy deseo compartir contigo, apreciado lector y amigo, algunas utilidades prácticas que les podemos dar a las velas, ya sean aromáticas como si no lo son, de las que estoy segura te servirán para mejorar la calidad de vida en tu día a día.

Pinterest